Mirando desfiles, viendo looks, en definitiva, paseándome por internet, hay veces que te encuentras con diseñadores que te fascinan. Hoy me ha pasado con un parisino, se trata de Thom Browne. No lo conocía y desde este mismo momento lo tengo fichado. He alucinado con su última colección spring/summer 2013. Algo diferente, nuevos aires para mis retinas. Cansado de ver siempre lo mismo, las mismas tendencias; necesitaba algo nuevo.

El hombre Browne es futurista pero sin perder la elegancia clásica. Visto desde mi perspectiva me recuerda a las películas de ciencia-ficción, la alta sociedad de un mundo futuro. Aunque también hay que tener en cuenta el guiño que el diseñador hace al mar, a sus animales y a los gorritos de piscina.

Es evidente que la colección tiene como base los estampados. ¿Lo dudamos? Imposible.

¿Os gustan las ballenas?

INSTAGRAM

FACEBOOK / TWITTER

(¡Gracias a todos por los comentarios!)

 –