Ya sabéis lo que me gusta el arte, la fotografía y la decoración. Hace un tiempo me escribieron desde Pixers para regalarme el cuadro que quisiera de su web. ¡Había tantos! Que tarde siglos en elegir uno. ¡Me gustaban todos!

Al final me decanté por Madrid y una fotografía de la entrada de la Gran Vía. Una foto que todos los que vivimos en esta ciudad nos encanta. No pasa desapercibida y que estoy seguro, todos hemos captado alguna vez. Lo he colocado apoyado en el cabecera de mi habitación, había un hueco en la pared y queda genial ahí. Además juega con el blanco de las cortinas y del mueble que hay al fondo.

¿Qué os parece?